CRÓNICA: FC BARCELONA 2-2 REAL MADRID CF

EL CLÁSICO NO DEFRAUDA Y DEJA MUCHA POLÉMICA

El Clásico siempre será un Clásico por más que sea descafeinado, ya que el Barcelona se había proclamado campeón en la jornada pasada. Aun así fue un gran partidazo entre estos dos colosos de este deporte. Trepidante, divertido y muy polémico encuentro marcado por varias jugadas, entre ellas la expulsión de Sergi Roberto en el 44 y 1 gol de cada equipo que no debió subir al marcador, y que desgraciadamente ha influenciado en el luminoso.

El Camp Nou se vistió de gala para presenciar este gran duelo y para ver a los jugadores que ganaron la Copa del Rey y la liga. Más de 97.300 personas se dieron cita a pesar de los desorbitados precios de las entradas.

El Real Madrid salió más enchufado e iniciaron el partido con aproximaciones en el área de ter Stegen. Pero en el minuto 9, la defensa merengue se durmió y apareció Sergi Roberto como una moto con el balón desde el propio campo, donde tenía una autopista por delante en la banda derecha, en la que centró y en el área apareció Suárez para rematar a Keylor y adelantar al conjunto culé. La alegría de los catalanes sería corta, ya que en el 13, Cristiano Ronaldo, tras una espléndida jugada de ataque, volvió a marcar en uno de sus templos favoritos para hacer el empate. Tras el tanto, Cristiano dio el susto tras un traspié en el tobillo, pero tras unos segundos en revisión, continuó jugando. En el 25, de nuevo, Cristiano sería protagonista tras tener una muy buena ocasión de gol, pero que terminó por arriba de la puerta. Kroos también gozó de otra oportunidad. Ter Stegen volvió a aparecer para salvar, una vez más, al Barcelona, del que hubiera sido el segundo gol de Cristiano. El Barcelona estaba desaparecido, mientras que el Madrid estaba jugando como Pedro por su casa. No se sobrepasaba la primera media hora y Cristiano contaba ya con 1 gol y 4 remates peligrosos.

En el 31, hubo una pequeña tangana, que no llevó a nada más. Pero en el 42, Luis Suárez y Ramos se encararon tras una jugada entre ellos y el colegiado amonestó a ambos. A los segundos, Messi le entró salvajemente a Ramos y el árbitro le mostró amarilla. Y a los pocos minutos Sergi Roberto se fue a los vestuarios tras agreder a Marcelo. Gareth Bale mereció la expulsión tras una grave falta contra Umtiti, pero el colegiado no lo vio, o no quiso verlo. El partido estaba muy bonito hasta el minuto 43.

Con el inicio de la segunda mitad, Ernesto Valverde dio la entrada a Nelson Semedo para cubrir ese hueco dejado por el lateral expulsado, en lugar de Coutinho. El que tampoco jugaría tras la reanudación fue Cristiano Ronaldo, al que Zidane le ha dado descanso tras la posible lesión o molestias del goleador. En su lugar entró una de las joyas de España, Marco Asensio.

Pues Asensio tuvo la primera ocasión del segundo tiempo, pero en el 53, Luis Suárez asistió a Messi y el argentino no fallaría para adelantar a su equipo. Un gol un tanto polémico debido a que hubo una falta previa de Luis Suárez antes de la asistencia. El uruguayo Suárez volvió a marcar pero el tanto no subió al marcador debido a que se había señalado fuera de juego.

El partido echaba chispas. Sergio Ramos se libró de la expulsión tras una fea entrada sobre un jugador culé, que le hubiera costado la segunda tarjeta y con ello, la expulsión.

El encuentro se volvió loco. Ambos querían la posesión, ambos tenían el balón y ambos buscaban la portería contraria. Keylor Navas paró maravillosamente un tiro de Leo Messi, que se colaba en la portería. Pero el fútbol es fútbol y en el 27, el expresso galés, Gareth Bale, marcó tras un fenomenal disparo que cogió una rosca y se coló en la portería quitando las telarañas para poner el empate en el luminoso.

Con el gol del galés, el conjunto merengue volvió a ser superior y se encontraba más cómodo. Los jugadores del Madrid pedían penalty tras la caída de Marcelo dentro del área. Otra polémica más en el saco de este encuentro que recuerda mucho a un combate de WWE. Rakitic tuvo un golpe y salió unos minutos fuera del terreno hasta que se recuperó. El encuentro finalizaría con empate a 2.

Tras el mismo, el FC Barcelona celebró con su afición el doblete conseguido hace unos días y el homenaje al capitán, Andrés Iniesta, del que se sabe que no jugará la próxima temporada en el conjunto culé.

El próximo miércoles el Barcelona recibirá al Villarreal, mientras que el Madrid visitará el Sánchez Pizjuán. Estos dos partidos pertenecen a la jornada 34, aplazados debido a la final de la Copa del Rey jugada entre el Barcelona y el Sevilla. La temporada está llegando a su fin, pero todavía quedan 2 o 3 jornadas, la final de la Champions y el Mundial de Rusia.

XI FC Barcelona:, Ter Stegen, Sergi Roberto, Umtiti, Piqué, Jordi Alba, Busquets, Iniesta, Rakitic, Coutinho, Luis Suárez y Messi.

XI Real Madrid: Keylor Navas, Nacho, Varane, Ramos, Marcelo, Kroos, Modric, Casemiro, Bale, Benzema y Cristiano Ronaldo.

Cambios: Asensio por Cristiano, Lucas Vázquez por Varane, Semedo por Coutinho, Paulinho por Rakitic, Alcácer por Luis Suárez.

Amonestados: Nacho, Varane, Ramos, Suárez, Messi, Bale, Sergi Roberto (roja directa), Rakitic

Artículo hecho por Jordi (@jorditenerife95)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *