CRÓNICA: FC BARCELONA 5-1 OLYMPIQUE DE LYON

MESSI CONDUCE AL BARÇA A LOS CUARTOS

Leo Messi tenía anoche muy presente la soberbia actuación de Cristiano Ronaldo el día anterior ante el Atlético de Madrid y le quiso responder como sólo él sabe. El argentino se cargó a su equipo en la espalda para, cuando más sufría, llevarlo en volandas hacia los cuartos de final de la Champions League y ser así el único representante español en el bombo de mañana viernes.

Un Barça más en modo Champions que nunca, empezó el partido encerrando al Olympique de Lyon en su campo, con una presión muy intensa y con sus jugadores muy finos en el pase y moviendo el balón a gran velocidad. Todo este buen juego se transformó en el primer gol del partido en el minuto 17, tras un penalti dudoso cometido sobre Luis Suárez, que el VAR no quiso corregir. Leo Messi aseguró el tiro y marcó gol al estilo Panenka, muy celebrado en un estadio azulgrana lleno hasta la bandera.

Sólo 15 minutos después, una gran jugada culé terminó en el 2 a 0 culminado por Coutinho, al que Luis Suárez dejó sólo ante la portería rival y el brasileño no pudo fallar. Tras este dos a cero, el portero portugués del Olympique, Lopes, tuvo que ser sustituido debido a un encontronazo previo con Coutinho, del que no pudo recuperarse. En su lugar salió Gorgelein, que también rindió a buen nivel.

En la segunda mitad, el Olympique dio el pase adelante pertinente y el Barça se vio agobiado durante unos 20 minutos, donde el equipo francés recortó distancias en el marcador. Tousart aprovechó un córner botado desde la banda derecha de la portería de Ter Stegen por Mendy para poner el 2 a 1 en el marcador. El VAR tampoco quiso intervenir en la falta previa de Marcelo a Lenglet, a la hora de descolgar el balón al punto de penalti.

A partir de ese momento, el Lyon se lo creyó e inquietó varias veces la portería de Ter Stegen. Hasta que un intervencionista Valverde dio entrada a Dembélé y Arturo Vidal por Coutinho y Arthur y el equipo lo notó.

Pero al intercambio de golpes, se vio que el Barça tenía mucha más calidad que el Olympique y con Messi al mando, destrozó al equipo francés al contrataque en sólo 12 minutos. Primero Messi recogió un balón en la zona de la media punta culé, recortó a Marcelo y Denayer que le tapaban la pierna izquierda y disparó con la derecha. Gorgelein llegó a tocar el balón, que finalmente entró llorando lentamente en su portería.

En el siguiente contrataque, también comandado por Leo Messi, cuando todo el mundo esperaba su jugada individual, el argentino vio llegar a Gerard Piqué al segundo palo y el central marcó a placer el 4 a 1. Piqué se convirtió así anoche en el defensa más goleador de la historia de la Champions League con 12 goles en su haber.

La guinda del pastel la puso Ousmane Dembélé, en otro contrataque demoledor. También gracias a una asistencia de Leo Messi hacia la banda izquierda, el francés remató de primeras con su pierna derecha y puso así la manita en el marcador.

La gran mala noticia de la noche para los culés fue la lesión de Dembélé, que ya llegaba al partido con molestias. El francés estará entre 3 y 4 semanas de baja debido a una rotura muscular en el bíceps femoral de su pierna izquierda.

Así pues, el Barça será el único equipo español en el bombo de mañana donde se sortean los cuartos de final de la máxima competición continental. Sus posibles rivales son 4 ingleses, Manchester City, Manchester United, Tottenham y Liverpool, un portugués, el Oporto, un holandés, el Ajax y un italiano, la Juventus. ¡El espectáculo está servido!

Artículo hecho por Meri (@Mtenas)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *