CRÓNICA: STOKE CITY 0-2 MANCHESTER CITY

BAJO LA BATUTA DEL MAGO DE ARGUINEGUÍN

Sin quitar el pié del acelerador, así es como se describe el ritmo que lleva el City este año en la Premier League. Dos goles de David Silva sellaron la victoria de los visitantes ante un inofensivo Stoke City, que sigue en puestos de descenso.

Desde el principio del partido se podía adivinar el guión del encuentro, ya que el Stoke no tenía ninguna intención de tratar de robarle la pelota al City ni de presionar muy arriba. Con esa intención, sólo era cuestión de tiempo que los visitantes abriesen el marcador. Y no tardaron en hacerlo.

A los 10 minutos de encuentro, Sterling recibía un pase en profundidad de Gabriel Jesús y asistía a David Silva para tirar por tierra los planes de los locales de aguantar lo máximo posible. 

Sin crear muchas ocasiones, pero con un dominio absoluto de la posesión, el City controlaba el partido a su antojo. Sólo un error de Zinchenko hizo que el Sotke gozase de una ocasión para empatar, pero Ndiaye no estuvo fino en el disparo.

Tras la reanudación, los visitantes encarrilarían el partido anotando el segundo gol a en el minuto 50. Silva realizaba una pared con Gabriel Jesús, y batía con una volea a Butland. El canario hacía las de goleador y las de creador de juego en el encuentro.

Sin reacción de los locales, el City bien pudo darse un festín, generando hasta 17 remates que no bastaron para aumentar la renta. Un partido de pura transición para los solitarios líderes de la competición.

Artículo hecho por Miguel Pérez Luján (@miguelperez_32)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *