EL DERBI, LO QUE EL BÉTICO NO DEBE OLVIDAR, LOS AÑOS…..

Llega pronto el derbi, pero es inevitable hacer revisión de las estadísticas: 19 victorias béticas, 18 empates y 16 triunfos de la canalla, son los números de todos los enfrentamientos en campo bético, tanto en primera como en segunda división, que es lo correcto escribir, pues hablamos ante todo del campeonato oficial de Liga entre las dos categorías.

La mejor racha de los verdiblancos en casa, queda lejísimos, desde 1960 hasta 1964, con 5 triunfos locales seguidos y sólo un empate, aunque en este paquete habría que incluir el partido de Copa de 1962-63, que terminó con 2-1. El mayor triunfo fue el 4-0 de 1980, pero aquello queda ya lejisimos.

Al parecer la alternancia e igualdad en los Betis-Sevilla se comenzó a desequilibrar a partir de la 86-87, cuando desde aquella temporada estuvimos sin ganarles hasta 1995; otra racha fue la de 1995 a 2005, en la que se dieron muchas igualadas. Esta última es la que ahora nos atañe.

Son muchas las cuentas pendientes que hay contra el eterno rival: la última fue la derrota por 0-2 (Gameiro) sucedida en la Feria del 2014: el Betis que era colista a 9 puntos del primero por la cola, el Valladolid, fue incapaz de ganar a un Sevilla en heliópolis que se encontró con un polémico penalty a favor en el minuto 28, unido a la expulsión de Juankar. Al final de la Jornada el Betis resultó muy tocado y se encontró a 10 puntos de la salvación, algo que no lograría, descendiendo en una de las peores temporadas de su Historia. Hubiera sido la revancha de la eliminación anterior por el Sevilla en competición europea, pero de nuevo la mala suerte se impuso. 

En la Liga anterior, también salieron vivos con un empate a dos, cumpliéndose los 12 años consecutivos sin poder vencerles en casa. Lejanos quedan los dos tantos de Robert y Valera, que dieron a los locales la victoria en un apretado 2-1, allá por el 2006.
Insistimos, 12 años sin ganarles en Villamarín, acercándose al récord como visitante que tenía el Madrid con el Atlético que duró desde 1999 hasta 2013. Ni siquiera el Español ha estado tanto tiempo sin vencer en casa al Barcelona. Por otro lado la última vez que les ganamos por 3-1 fue en el año ¡ 1964 !, mientras que 2-0 en 1981. El último gran resultado en Heliópolis fue el 3-0 en la Copa del Rey, año 1985. 
Tanta estadísitica negativa no me han convertido en optimista cuando jugamos contra ellos en Villamarín, aunque la esperanza es lo último que siempre se pierde. Ganarles es posible, somos once contra once, y además necesario. Hora para los Loren, Sanabria, Canales…. 
En la foto de la publicación, vemos la alineación que venció por última vez en casa al eterno rival por 3 a 1, en la jornada inaugural del campeonato 1963-64. Queremos ganar, pero ¿ porqué no así o incluso dejando la puerta a cero ? De esto hace la friolera de 55 años. Por lo tanto, las generaciones actuales ya deberían ir viendo un nuevo triunfo en casa, porque pese a todo no hay nada imposible.
Artículo hecho por Rafael Medina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *